Tony Zenteno "ANOREXIA" Por redacción Réplica
La doctora Tony Zenteno nos orienta en el tratamiento de la anorexia. Presa ella misma de este escandaloso demonio, el cual ataca a todas las mujeres de la sociedad, brinda a los lectores de Réplica la visión que permite conocer más acerca los tratamientos y las curas de esta enfermedad.

¿Qué es la Anorexia?
La anorexia es un trastorno de alimentación. Hay dos tipos, la purgativa y la restrictiva. Se gesta normalmente durante la adolescencia, pero hoy en día puede suceder desde los ocho años de edad. Se restringe la ingesta de alimentos con la idea imperante de bajar de peso.

¿Qué la provoca?
Son muchísimos factores. Generalmente se gesta en el sistema familiar. Viene mucho la parte de la moda: la figura delgada. Si no eres sumamente delgada nunca serás exitosa. Se plantean mujeres muy estéticas como medio social. En la parte familiar el mal es muy complejo porque los modelos de familias son de perfección.

En la parte laboral, estética, empieza a notarse este problema, sobre todo en sistemas socioeconómicos de clase media baja. Pero la competitividad opera como una trampa para las chicas de niveles medios altos.
¿Cuáles son los síntomas?
Baja constante de peso. Necesidad de dejar de comer. Distorsión corporal: se ven al espejo y se ven gordas. Pesan 50 kilos y se sienten de 70. Usan purgantes. Es el atracón y la culpa, con ideas de volver el estómago, en el caso de la bulimia. Algún evento emocional. Postergan las horas de comida demasiado. Cortan en pequeños trozos la comida. Son expertas en saber la información nutrimental de cada alimento. Se aíslan a la hora de la comida.

Los síntomas físicos: amenorrea, problemas cardiovasculares, mal aliento por los jugos gástricos que no trabajan adecuadamente. Ya en casos muy severos, crece una especie de vello en todo el cuerpo. Baja energía, faltan calorías y el cuerpo sufre de más frío. En bulimia, por ejemplo, las niñas hacen las heces fecales con sangre. Esto es una alarma de hospitalización. Hay descalcificación, el pelo se cae, los dientes se ponen negros y se pierden.

¿Qué pequeños detalles deben llamar la atención a los padres de familia, o seres cercanos al afectado? Al hablar con los padres de familia a veces te enfrentas con la negación. Alguna cuestión que debe alarmar, es el cambio en la forma de ser, la irritabilidad. La baja de peso en forma exagerada. Cambios en su personalidad. Aislamiento. No sale, no va al antro, no va de compras. Disminución en la función académica. Termina de comer, y en ese momento se levanta para ir al baño. La chica manda mensajes implícitos de que necesita ayuda.

Sabemos que es una enfermedad psicológica: ¿qué les dirías a los padres de familia para que comiencen a lograr un cambio positivo en los pacientes?
Reconocer y afrontar el problema. Depende mucho de hasta dónde se ha agravado el problema. A veces los padres de familia se dan cuenta cuando los enfermos se desmayan o se convulsionan. Lo que pueden hacer los padres es participar de lleno en el tratamiento. Llegamos al proceso de ofertar por resultados. Si comes te compro un coche, te cambio de universidad, etcétera. Obviamente esto no funciona. En la pareja empiezan muchas agresiones y uno y otro se echan la culpa. Muchas veces las madres presionan a las hijas para que bajen de peso, para que vayan al gimnasio. Si las mamás son delgadas y las hijas no, la madre le exige a la hija. La niña se siente presionada. A la hora de la comida se deben evitar conflictos. Es un evento para reflexión, para decir cómo te fue en el día. No para pelear o reclamar. Hay que tomar cartas en el asunto y en familia cambiar lo que hemos hecho mal.

¿Cómo tratar la anorexia?
Darnos cuenta que tan crítica está la niña. Tiene que ir un médico, consultar un nutriólogo y dejarse asistir de un psicólogo. Subir niveles que hayan disminuido. Entrar en un proceso de nutrición. Comer balanceado, equilibrado, sano. Siempre con un proceso psicoterapéutico. Al final el terapeuta debe tener mucha habilidad para enganchar a la paciente. Pero es muy importante que la afectada esté conciente de que tiene un problema y debe trabajar en ello. El tratamiento es un proceso de aprendizaje instrumental y afectivo que logra reconstruir una situación dolorosa. El tratamiento cognitivo conductual trata los pensamientos, para modificar los pensamientos negativos en positivos. Estas chicas desde pequeñas llevan un modelo de sobreprotección donde las familias no permiten emociones: aquí no se llora, aquí no se grita. Hay estilos de comunicación equivocados. Una familia sana es aquella que tiene límites definidos. Cuando esto se distorsiona, estamos hablando de un problema. Algunas personas utilizan técnicas de relajación, de registros, auto imagen corporal. También a veces lo combinan con una droga y eso es muy peligroso. Cuando la chica ya está en un proceso mórbido, es importante decirle que se va a morir. Hay que enseñarles a las chicas qué puede pasarles. Es importante que la chica sepa. Decirle ¿quieres ser la más guapa del panteón? Hueles mal. Se te va a caer el pelo. Tu piel será como un pellejo. A veces funciona a veces no. Hay recaídas. Tienes que estar consiente que estás enferma y que necesitas ayuda.

¿Es curable?
Al 100% me parece que no. Es una cuestión de mantenimiento, de mucha observación, de auto registro, de fuerza de voluntad. Puedes tener recaídas, no tan fuertes, porque ya sabes que está pasando. No debes caer en rituales, en pensamientos negativos. Hay que estar en un constante tratamiento psicológico, no para siempre, pero sí enseñar al enfermo a enfrentar sus demonios.

¿Es un padecimiento nuevo?
Yo creo que existe de muchísimo tiempo atrás. Ahora es más fácil salir a la calle y verte delgadísima. Las amigas te dicen, “¡wow!, que te hiciste, te ves genial”, cuando en realidad te ves muy mal. Ahora es más abrupta y más evidente la enfermedad. Tenemos que darnos cuenta que es un problema social. Las tallas más grandes en las tiendas de moda es la 30. Las personas que tienen sobrepeso se sienten frustradas en este campo. La moda ahí tiene la responsabilidad.

¿Qué les dirías a los jóvenes lectores de Réplica que están inmersos en este problema de salud?
Que piensen que no es ni la primera ni la última persona que está pasando por esto, que no tengan miedo a pedir ayuda por miedo. Que no pasa nada, que hay ayuda, que vale mucho. Que busque ayuda, porque si ya está en un proceso adelantado puede morir y que la vida es muy valiosa. Y que no importa vivirla con unos kilitos de más...




ENTREVISTAS ANTERIORES
Benemerita Universidad Autonoma de Puebla
moncler kurtka parajumpers cena canada goose sklep moncler sklep woolrich outlet parajumpers kurtka moncler sale peuterey kurtka damska canada goose warszawa parajumpers outlet canada goose parka canada goose kurtki belstaff kurtka