La Divina Proporción Por Guillermo Ríos Delgado Falcón
El gran enigma sobre la existencia de un ser superior que aplicó las matemáticas en la creación está siendo revelado, y el lugar en el que lo podemos descubrir está en frente de nuestras narices. La Divina Proporción es un descubrimiento que hasta nuestros días ha dejado a los escépticos con la boca abierta.

El número que estoy por describir es la puerta para poder entender el gran misterio que envuelve a Dios (o como usted quiera llamarlo), a la vida y a la naturaleza. Se le conoce como “La Divina Proporción”.

1,618033988749895… es un código de barras que todo ser en este universo porta hasta en lo más profundo de sus entrañas. Éste número ha tenido bastantes nombres a través de la historia. En este artículo llamaremos a este número “phi”, “Divina Proporción” o “sección áurea”.

Phi, al igual que Pi, es una relación definida por una construcción geométrica.
Así como pi es la relación entre la circunferencia de un círculo a su diámetro, phi es la proporción de los segmentos de línea que resultan cuando una línea está dividida en una parte muy especial y única.

Divide una línea de tal manera que:



La relación entre la longitud de toda la línea (A) a la relación con el segmento de línea (B)
Es el mismo que la relación entre la longitud del segmento de línea (B) a la duración del pequeño segmento de línea (C).
Esto pasa sólo cuando:

A es 1,618 veces B y B es 1,618 ... veces.C

Lo que hace aún más rara a la Divina Proporción es que se puede derivar de muchas maneras y se manifiesta en las relaciones en todo el universo.

Phi aparece en:

• Las proporciones del cuerpo humano
• Las proporciones de muchos otros animales
• Plantas
• ADN
• el sistema solar
• Arte y arquitectura
• Música
• El crecimiento de la población
• El mercado de valores
• La Biblia y en teología

No sabemos exactamente cuando se descubrió por primera vez y lo haya aplicado la humanidad. Tal vez ha sido descubierto y redescubierto a través de la historia, lo que explica la razón por la que tiene varios nombres.

El hombre, por ejemplo, es el más fiel portador de esta proporción y Leonardo Da Vinci es uno de los tantos maestros que plasmó en sus escritos y obras maestras esta medida.




Da Vinci y El hombre Vitruvio

Este inusual dibujo de un hombre con los brazos y piernas abiertas nos explica la perfección en su máximo esplendor. Las medidas que tiene este dibujo las podemos comprobar con nosotros mismos:

La estatura de una persona desde la cabeza a los pies si se divide entre la que resulta del ombligo a los pies, resulta en 1.618. Misma medida que resulta de medir del hombro a la punta de los dedos de la mano y del codo a la misma. Y así mismo con las piernas, la proporción siempre saldrá 1.618.

Johannes Kepler (1571-1630), descubridor de la naturaleza elíptica de las órbitas de los planetas alrededor del Sol, también hizo mención de la "Divina Proporción" en sus escritos.

Phi como una puerta para entender la vida.
La descripción de esta proporción como “de Oro” o “Divina” pienso que es precisa, tal vez porque por que muchos la ven como la vía a la comprensión más profunda de belleza y espiritualidad en la vida. Eso es una simple combinación de sólo unos cuantos números, pero estos números han desempeñado un papel increíble en la historia de la humanidad y en el universo en general.

La Sección áurea en Arquitectura

“Sin matemáticas no hay arte”. Luca Pacioli

Los egipcios lo tomaron en cuenta en el diseño de las pirámides. Cuando las relaciones básicas de phi se utilizan para crear un triángulo equilátero, forma las dimensiones de las grandes pirámides de Egipto.





Los griegos la usaron ampliamente para la belleza y el equilibrio en el diseño del Partenón, entre otros.



Se tomó en cuenta cuando diseñaron la catedral de Notre Dame de París, que fue construido en el siglo XII.



Los Aztecas conocían esta proporción. Un ejemplo claro es el Calendario Azteca, que su perfección de proporciones sigue asombrando al mundo entero.

En la India, se consideró en la construcción del Taj Mahal, que se completó en 1648.




Su uso continúa en la arquitectura moderna, un ejemplo claro es la torre CN en Toronto, la torre más alta de estructura libre en el mundo, contiene el número áureo en su diseño.




La sección áurea en la naturaleza
Hay muchos ejemplos de la Divina Proporción en la naturaleza.

Estos son sólo algunos:



La relación entre el ojo, aletas y cola de un delfín caen justo en secciones áurea.



El crecimiento en espiral de los caracoles muestra un buen ejemplo de ello.



Belleza Humana

"La belleza está en el ojo del que la mira”

Desde hace tiempo se dice que la belleza está en el ojo del testigo y se piensa que la belleza varía de raza, cultura o época. Las pruebas, sin embargo, muestran que nuestra percepción de la belleza física está bien inculcada en nuestro ser y sobre cuánto reflejan nuestras características a la divina proporción.

Una plantilla de la belleza humana se encuentra en un pentágono con la divina proporción.



Incluso con una cara perfectamente proporcionada, hay muchas variaciones en el color y la forma de cada rasgo facial (ojos, cejas, labios, nariz, etc.) que dan lugar a la distinción de raza y para proporcionar variaciones en belleza que son tan únicos como cada individuo.

El rostro humano comunica una increíble variedad de emociones que son un elemento integral de la belleza total. El rostro humano se ajusta más estrechamente a la Divina Proporción cuando sonreímos. Se le percibe como más hermoso con una cálida sonrisa que con un corazón frío, mirada de ira, arrogancia o desprecio.

La divina proporción en la música
Las composiciones musicales con frecuencia reflejan phi.

Los grandes compositores en sus obras maestras usaron la “Divina Proporción”. Un ejemplo puede ser el punto culminante de canciones. Este se encuentra en el punto phi (61,8%) de la canción. En una canción de 32 compases esto ocurre en el compás 20.

Uno de los Instrumentos musicales que se basan en phi:





Como la Sección de áurea se encuentra en el diseño y la belleza de la naturaleza, también se puede utilizar para lograr la belleza y el equilibrio en el diseño de arte. Esta es sólo una herramienta, no una norma para la composición.

La Sección de áurea fue utilizada ampliamente por Leonardo Da Vinci. Todas las dimensiones clave de la habitación del óleo de Da Vinci "La Última Cena" se basaron en la Divina Proporción.





Esta “Divina Proporción” nos somete a preguntarnos sobre la creación divina de las cosas que forman parte de nuestro planeta. Nos obliga a pensar en la perfección de la construcción atómica de todo, una piedra, una planta, un ser humano, todo hecho por la misma mano. La mano de Dios, de la naturaleza, de algo seguramente superior a lo que nuestra mente pueda imaginar. La respuesta, quizá cada uno la tenga en su mente. Algo de lo insólito de nuestro origen, de donde surgen tantas explicaciones, teorías, religiones, pensamientos y enigmas.




ARTÍCULOS ANTERIORES
moncler kurtka parajumpers cena canada goose sklep moncler sklep woolrich outlet parajumpers kurtka moncler sale peuterey kurtka damska canada goose warszawa parajumpers outlet canada goose parka canada goose kurtki belstaff kurtka