Una enfermedad lenta

Salud
Tipografía
  • Diminuto Pequeño Medio Grande Más Grande
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

La primera causa de muerte en el mundo occidental es la ateroesclerosis, la cual es una enfermedad progresiva que comienza desde el momento en que nacemos prácticamente; en donde las venas y arterias se van obstruyendo y deteriorando por el depósito de ateromas que son una placa fibro-adiposa, es decir principalmente compuesta de grasa que obstruye la luz arterial y causa ataques graves ...

Comienza en un principio como un depósito pequeño en la pared o superficie íntima de la arteria o vena y conforme vamos creciendo o tomando como parte de nuestra vida los malos hábitos alimentarios estos también van incrementando de tamaño pudiendo desprenderse y viajar por el torrente sanguíneo causando trombos o émbolos.

Las causas principales por las que esta enfermedad puede presentarse son la edad, obesidad, malos hábitos alimentarios en cuanto a un elevado consumo de grasas saturadas, hipertensión arterial, tabaquismo, alteraciones metabólicas que conllevan una mala absorción de nutrientes, falta o poco consumo de fibra y una vida sedentaria entre otros.

El consumo de fibra favorece a la disminución de la absorción de los ácidos grasos y colesterol, sirviendo como un cepillo que limpia la sangre e inhibe la síntesis de grasas o lípidos.

Una dieta favorable para controlar o evitar la presencia de ateromas consiste en un alto consumo de frutas, verduras, hacer una alimentación fraccionada (de 4 a 5 comidas al día), consumo de agua natural, baja ingesta de grasas saturadas, bajo consumo de sales para no elevar la presión arterial, disminuir la ingesta de hidratos de carbono, preferir el consumo de proteínas contenidas en las carnes blancas como el pescado, pavo y pollo, o las contenidas en las leguminosas como los frijoles, lentejas, habas, alubias, garbanzos; disminuir el consumo de embutidos y enlatados, entre otras recomendaciones generales.

Siempre que se quiera hacer un cambio en los hábitos o llevar a cabo un estudio de nuestra salud, es importante acudir con un especialista. 

Daniela Ríos D. Falcón